Poco se sabe de los negocios que los altos funcionarios hicieron durante la pandemia con el dinero de las 鈥渁yudas鈥 sociales que implement贸 el gobierno de Giammattei. Hubo rumores de que algunos empresarios maquileros o due帽os de grandes negocios, se aprovecharon del momento, pero ya no se supo qu茅 fin tuvieron las investigaciones sobre empresas que agregaron nombres en la planilla.

El programa de subsidio para pagar las facturas de electricidad tuvo como fin evitar el colapso de las empresas de energ铆a. Se tem铆a que los usuarios no pagaran los consumos debido al encierro decretado durante varios meses. Pocos se enteraron de los millones que asign贸 el gobierno al CHN para otorgar pr茅stamos fiduciarios destinados al comercios y los servicios. La mayor parte de esos cr茅ditos fueron a parar a manos de los diputados, sus familiares, amigos o a las empresas de 茅stos. El plazo fue de tres a帽os con vencimiento en 2023.

馃摲 Mois茅s Castillo

El gobierno endeud贸 a todos los ciudadanos guatemaltecos para prestarle el dinero a los funcionarios al 4% anual. Varios de ellos hasta montaron su negocio de prestamistas independientes obteniendo ganancia inmediata. Otros se lo gastaron en lujos y hasta hubo quienes, al no tener una base de ingresos, se hicieron los desentendidos y no pagaron. Esos cr茅ditos est谩n siendo renovados con mucha celeridad. No hay que olvidar que los funcionarios dejar谩n sus cargos y el dinerito les servir谩 para paliar sus necesidades durante unos meses.

Es tanto el esc谩ndalo detr谩s de estos pr茅stamos, que los diputados golpistas hasta intentaron pasar una ley que prohibiera dar informaci贸n sobre qui茅nes fueron los beneficiarios. Pero el tema no queda all铆. Los bancos se han dedicado a hacerle la vida imposible a los emprendedores o empresarios que poseen capacidad de pago pero no tienen el cuello que tuvieron los del partido de gobierno y sus aliados para que les aprobaran de inmediato los cr茅ditos.

Varias personas me comentaron que, tan solo unos d铆as despu茅s de publicar la informaci贸n, el CHN ya ten铆a lleno el cupo y los dejaron sin fondos o no les aprobaron los cr茅ditos luego de un largo proceso. La prioridad para el gobierno era pagar la deuda pol铆tica. El pueblo siempre qued贸 en segundo plano.

Los bancos est谩n cada vez m谩s temerosos por la situaci贸n pol铆tica. El pretexto para retener el dinero es el cambio de gobierno. De ajuste, la Corte de Constitucionalidad (CC) contin煤a con las inconsistencias en sus resoluciones. La estrategia para llegar al 14 de enero parece ser 鈥渦na de cal y una de arena鈥. Lo cierto es que la econom铆a se encuentra en un impase por razones puramente circunstanciales.

馃摲 Mois茅s Castillo

La pandemia sirvi贸 para desfalcar al Estado repetidamente. Se observ贸 en la compra de insumos, mascarillas, vacunas y hasta hospitales completos. Los diputados del partido Vamos聽 y sus arrastrados se beneficiaron por uno y otro lado. No olvidemos las comisiones que mes a mes les proporcionaban. Seguramente, la noche de a帽o nuevo ser谩 de despilfarro. Un diputado se jactaba en una fiesta de ganarse miles por solo levantar la mano.

Esta semana nos hemos enterado de la danza de millones en transferencias presupuestarias que se desviaron de varios ministerios y est谩n sirviendo para rellenar los baches en las carreteras. Los ministros que han sido m谩s leales recibieron mucho m谩s.

Pronto dejar谩n el poder, pero la ambici贸n es tan grande que no les importa dejar el reguero de huellas de sus transacciones mafiosas. Un MP eficiente, no deber铆a de tener mucho trabajo descubriendo lo que -a todas luces- es el saqueo m谩s grande en la historia de este sufrido pa铆s.