Diversos sectores pol铆ticos, comprometidos con la lucha por la democracia, y contra las posiciones autoritarias del oficialismo y el pacto de corruptos, introdujeron en el debate nacional, la posibilidad de prolongar el cierre del proceso electoral hasta despu茅s de que el nuevo gobernante asumiera la presidencia del pa铆s. El planteamiento pretend铆a garantizar el proceso de transici贸n, al mismo tiempo que garantizaba que las fuerzas de la derecha fascista y sectores conservadores, no tuvieran la posibilidad de anular el proceso electoral y burlarse de la voluntad popular expresada en las urnas. Y seg煤n el cardenal de la Iglesia Cat贸lica, 鈥渁煤n existen fuerzas que pretenden anular las elecciones鈥.

Esta situaci贸n cre贸 preocupaci贸n en la comunidad internacional, que se ha convertido en presi贸n, dentro de la cual, se podr铆an convertir en sanciones, como medida pol铆tica, anunciada por el Departamento de Estado de los Estados Unidos. Los sectores afectados ya lo califican como intervenci贸n en los asuntos internos del pa铆s, planteando una caricatura de soberan铆a. Pero tomando en cuenta que el origen de la crisis, proviene de los sectores oficiales, que, en sus medidas dictatoriales, han contribuido a la destrucci贸n del Estado de Derecho, el proceso democr谩tico y una burla a la voluntad soberana de los ciudadanos.

A pesar de esa situaci贸n, las acciones del Ministerio P煤blico como punta de lanza visible de la crisis, siguen amenazando a que el traspaso de la presidencia, no se produzca y tienen preparadas otras medidas, a fin de no permitir que Bernardo Ar茅valo asuma la presidencia. Las acciones legales ya concluyeron, ahora dar谩n paso a las ilegales y la conspiraci贸n continuar谩, pasando por sobre todas las leyes internas, incluyendo la Constituci贸n, los acuerdos y convenios firmados por Guatemala ante la comunidad internacional. Ello destruir谩 el Estado de Derecho y la maltrecha democracia ser谩 la principal v铆ctima, que terminar谩n de enterrar.

Algunos de los sectores empresariales, se dieron por aludidos ante la posibilidad de que se cumplan las sanciones provenientes principalmente de los Estados Unidos, que les afecten directamente, sobre todo porque forman parte del pacto de corruptos y han apoyado la escalada de autoritarismo emprendida por la actual administraci贸n. Otros grupos empresariales en oposici贸n, pero sin llegar a ser antag贸nicos, compartieron el planteamiento de que se extendiera el plazo, porque no se garantizaba que la nueva administraci贸n asuma el 14 de enero, existiendo gran incertidumbre, amenaza permanente y conspiraci贸n a la orden del d铆a. Al Pacto de Corruptos, no les pasa que su estrategia electoral, con sus candidatos ungidos, no les haya dado el resultado esperado, con el que perpetrar铆an seguir gobernando y consolidar un r茅gimen dictatorial. Seg煤n el derecho interno vigente, solo el TSE, tendr铆a el derecho para extender los plazos del proceso electoral.

A pesar de esa situaci贸n, la medida pol铆tica qued贸 en manos del Tribunal Supremo Electoral, TSE, que al final cumpli贸 con la fecha establecida por ley, el 31 de octubre de 2023, cuando inform贸 por medio de un comunicado de prensa, emitiendo el Decreto 5-2023, por medio del cual oficializ贸 los resultados de las Elecciones Generales y de Diputados al Parlamento Centroamericano 2023. Contra esa medida, ya se escuchan los desacuerdos oficialistas, y la posibilidad de que intensifiquen los ataques. La primera medida ya se hizo oficial, al declarar que el partido Semilla se cancela. Los argumentos son los mismos, que estuvieron dando a conocer, sobre irregularidades en la afiliaci贸n de ciudadanos. Esos argumentos no salieron a luz en las pasadas elecciones en la que ese partido participo sin ning煤n problema y sin que fuera cuestionado el proceso de afiliaci贸n, porque todo estaba en regla, seg煤n la Ley Electoral y sus reglamentos.

La presi贸n social, se mantiene con nuevas estrategias, porque la dirigencia del movimiento hizo correcciones a sus formas de manifestar y hacer sus demandas, con el prop贸sito de no afectar a la poblaci贸n en cuanto a su movilizaci贸n, abastecimiento de alimentos, de gasolina y otras necesidades log铆sticas. Esa correcci贸n result贸 inteligente, porque de esa manera, el movimiento no pierde el apoyo popular.聽 Donde no se ha producido un viraje estrat茅gico es en las demandas. El centro de la crisis no es el MP ni el juez Orellana, ellos son las figuras visibles, simples marionetas. Si los quitan vendr谩n otros iguales o peores, y el problema se mantiene sin ning煤n cambio. Ello porque es el sistema mismo聽 el que est谩 colapsado, dando posibilidad a que se tomen esas medidas antidemocr谩ticas, generando corrupci贸n y admitiendo el Crimen Organizado dentro de sus estructuras. Es en los factores del poder y sus estructuras pol铆ticas, los conductores del pacto de corruptos y sus aliados, donde residen las causas de la crisis pol铆tica.

Por de pronto, los movimientos ind铆genas y populares, est谩n a la expectativa del comportamiento de las autoridades gubernamentales. Se manifiesta una mayor vigilancia y presi贸n internacional que anuncia sanciones y se pronuncia de manera coordinada y concertada, a favor de la transici贸n.