鈥淓l poder tiende a corromper, y el poder absoluto corrompe absolutamente鈥, expreso acertadamente Lord John Acton, refiri茅ndose a la lucha por el poder en la que intervienen grupos sociales, pol铆ticos y econ贸micos en el seno de cualquier sociedad en cualquier momento de la historia universal.

Guatemala no es la excepci贸n. Luego del 25 de junio el pa铆s entr贸 en una vor谩gine perversa, en la cual un grupo que conjuga a distintos sectores de poder iniciaron una serie de t谩cticas inescrupulosas y canallescas para mantener el statu quo de corrupci贸n e impunidad y ejercer su dominaci贸n a trav茅s del lawfare, cooptando los 贸rganos e instituciones del Estado y coloc谩ndolas a su servicio.

Esta situaci贸n conlleva un serio riesgo para nuestro pa铆s, debido a que entramos en un circuito de inestabilidad pol铆tica, que tiene como una de tantas consecuencias el deterioro de la gobernanza, materializado en el incremento de los productos de la canasta b谩sica, la inseguridad laboral, el incremento de las acciones del crimen organizado y el temor de los inversionistas nacionales y extranjeros.

馃摲 Fernando Chuy

Obviamente se desacelera el crecimiento econ贸mico, se ralentiza el cumplimiento de los 17 objetivos de desarrollo sostenible, la migraci贸n hacia el norte mantiene su incremento gradual provocando desequilibrios socioecon贸micos y pol铆ticos al interior del pa铆s.

Los guatemaltecos estamos asistiendo a una nueva clase de confrontaci贸n por el poder, la utilizaci贸n abusiva o ilegal de las instancias judiciales nacionales. Tenemos muchos ejemplos de ello, pero con las acciones m谩s recientes del Ministerio P煤blico y del Organismo Judicial, podemos esperar cualquier cosa, contra cualquier ciudadano y ese es un grave augurio.

No es posible que se encause una investigaci贸n penal por el simple hecho de expresar una opini贸n en una red social, as铆 tampoco es legal que se persiga y procese a una persona por salir en una fotograf铆a apoyando un movimiento social, como ha ocurrido contra 6 ciudadanos acusados por usurpaci贸n y depredaci贸n de bienes y supuestamente, por liderar la toma de las instalaciones de la Universidad de San Carlos (Usac), en 2022, por parte de estudiantes que rechazaban las anomal铆as en la elecci贸n a rector, as铆 tambi茅n, solicitar el antejuicio contra un diputado de la actual legislatura por utilizar telequinesis para la toma del campus central de la Usac.

El lawfare es un t茅rmino que aparece por primera vez en un art铆culo de 1975, escrito por los humanitaristas australianos John Carlson y Neville Thomas Yeomans, titulado 鈥淲hither Goeth the Law: Humanity or Barbarity鈥, (Hacia d贸nde va la ley: humanidad o barbarie).聽 El primer estudio pol铆tico sobre el t茅rmino fue realizado por Charles J. Dunlap Jr., en un ensayo del a帽o 2001 para el Harvard鈥檚 Carr Center. En ese trabajo, Dunlap defini贸 el lawfare como 鈥渆l uso de la ley como un arma de guerra鈥.

De acuerdo con lo expresado por Luis Almagro el 27 de abril de 2023 y que encuadra con el neologismo lawfare: 鈥淟amentablemente, nos ha tocado ser testigos -de forma excepcional- de c贸mo los reg铆menes autoritarios buscan amordazar a los pueblos, quebrarlos y mantenerlos en la miseria, pero, asimismo, de muchas otras diversas formas de ataques a la democracia. Obviamente, el encarcelamiento de opositores rompe el tejido social, acrecienta y ensancha las diferencias, polariza y radicaliza las posiciones pol铆ticas, obstaculizando la existencia de acuerdos m铆nimos que mejoren la calidad de vida y el bienestar de los ciudadanos鈥.

El pacto antidemocr谩tico que se aferra a mantener el poder absoluto, con sus acciones violatorias a la Constituci贸n Pol铆tica, demuestra su clara intenci贸n de tener al Organismo Ejecutivo que asumir谩 a partir del 14 de enero de 2024, en un estado de sometimiento desp贸tico, esta condici贸n, debido a que en nuestra d茅bil democracia desapareci贸 el principio republicano de pesos y contrapesos y el pr贸ximo a帽o el restante aparato del Estado ser谩 un feroz opositor.

芦No me duelen los actos de la gente mala, me duele la聽indiferencia de la gente buena禄.

Martin Luther King.